Chiloé: ¿En qué consistirá la línea de transmisión Tineo – Nueva Ancud

Línea Tineo Nueva Ancud
Compartir

El archipiélago del sur de Chile será el principal beneficiado con la construcción de esta línea eléctrica que mejorará la calidad del suministro energético. Pasará por las comunas de Llanquihue, Puerto Varas, Puerto Montt, Maullín, Calbuco y Ancud.

Según lo planificado, este año podría comenzar a construirse una nueva línea de alta tensión en la Región de Los Lagos. Se trata del proyecto Tineo – Nueva Ancud, liderado por Transelec, el cual tiene como objetivo principal mejorar el sistema eléctrico del sector y está a la espera de ser aprobado por el Servicio de Evaluación Ambiental (SEA).

Aunque esta línea eléctrica pasará por las comunas de Llanquihue, Puerto Varas, Puerto Montt, Maullín, Calbuco y Ancud, la zona más beneficiada será la isla de Chiloé, lugar que hoy cuenta con una línea que sobrepasa los 25 años de antigüedad y que a corto plazo podría comenzar a saturarse ante el aumento de demanda.

Según comenta Marcelo Concha, jefe de proyectos de Transelec, el Ministerio de Energía ha previsto que en un periodo de cinco años la actual línea podría no dar abasto: “Esto es como una carretera, pero en vez de autos, pasa electricidad. Con una vía no es suficiente para el paso de tanta energía, por lo que se hace necesaria la construcción de otra línea de apoyo”, detalla.

El aporte de la transmisión al sistema eléctrico

¿Por qué es necesaria la construcción de una nueva línea de transmisión? Para comprender esto, es necesario hacer un repaso sobre cómo está compuesto el sistema eléctrico del país.

En primera instancia se encuentra el segmento de generación, el cuál compone a todos los centros o plantas en donde se genera la electricidad. Actualmente, un 44,78% se consigue mediante fuentes renovables y el otro 55,22% por medios convencionales.

Los encargados de hacer llegar la electricidad a las casas y negocios son las empresas del segmento de la distribución, a través de los postes de luz que solemos ver por las calles.

Y hay un tercer segmento de este sistema que se encuentra entre los dos anteriores: la transmisión. Las empresas que lo componen son las que mueven la electricidad desde las plantas generadoras hacia los centros de distribución. Como la electricidad muchas veces se genera lejos de las ciudades, su labor es muy importante ya que distribuye la energía de manera equitativa por todo el territorio.

Tineo – Nueva Ancud: Una línea que recorrerá 6 comunas de Los Lagos

Entendiendo cuál es rol que cumple la transmisión, la nueva línea que construirá Transelec trasladará más energía a las seis comunas mencionadas anteriormente. Esto se logrará con la instalación de 251 torres de alta tensión cuyo trazado fue diseñado tomando distintas medidas socioambientales (ver más).

Antes de presentar el Estudio de Impacto Ambiental ante el SEA, Transelec realizó dos procesos de participación ciudadana (uno voluntario anticipado y otro reglamentario), en los que la ciudadanía pudo conocer el proyecto, resolver sus dudas y entregar su opinión respecto al trazado final.

¿Por qué mejorará el suministro?

Una de las preguntas más frecuentes respecto del proyecto es en qué ayudará la construcción de una nueva línea de transmisión en Los Lagos, si ya hay una que pasa por el sector.

Sumado a lo dicho anteriormente acerca de Chiloé, la región precisa de una nueva vía eléctrica para permitir un suministro eléctrico digno para cada uno de los habitantes, algo que se relaciona directamente con uno de los objetivos de la Política Energética Nacional.

En este sentido, según explica Marcelo Concha, con dos líneas funcionando de forma simultánea, la posibilidad de experimentar fallas disminuye: “Con Tineo – Nueva Ancud funcionando lograremos conseguir lo que se denomina como redundancia. Esta condición del sistema eléctrico se da cuando dos o más líneas operan simultáneamente, permitiendo que si una de las dos falla o está fuera de servicio por cualquier razón haya un respaldo que garantice la continuidad del suministro”, comenta.

La estimación acerca de cuánto demorará la construcción de la nueva línea es de dos años, aunque todo depende de cuándo llegue la aprobación del proyecto por parte del SEA. En el mejor de los escenarios, Chiloé y Los Lagos contarán con un renovado sistema eléctrico en 2024.

Ir arriba